1/24/2017

¿UNAS CHIVAS VESTIDAS DE VERDE PARA LA COPA ORO?

Juan Carlos Osorio podría pedir prestado a Chivas completo, y marginar a Matías Almeyda, quien ya sabe de esta propuesta.

Once de Chivas.
  Once de Chivas.


(24/ENE/2017)- ¿Chivas de verde y a la Copa Oro? El jueves pasado fue sólo un calenturiento exabrupto en Raza Deportiva de ESPNDeportes ante el aún más calenturiento exabrupto de Matías Almeyda, quien no se explicaba que México aún no haya sido campeón del mundo... sí, en futbol... y sí, de selecciones mayores.

Alguien más tuvo un calenturiento exabrupto, en privado, sobre la asistencia de Chivas y Almeyda como México B a la Copa Oro: una de las televisoras que transmitirá la competencia, y el apoyo de ese proyecto por parte de SUM y Concacaf, en versiones agregadas de la columna Sancadilla del diario Mural de Guadalajara.

Aunque Juan Carlos Osorio podría pedir prestado a Chivas completo, y marginar a Matías Almeyda, quien ya sabe de esta propuesta, y por eso ha andado tan obsequioso, al grado de decir que sí quiere dirigir al Tri, más allá de haber desdeñado -según él-- a Ecuador, Bolivia y Paraguay.

Al estilo de Dexter o de Hanníbal, descuarticemos el tema, y pongámoslo en bolsas separadas o sobre la parrilla, según su muy personal necrófilo placer.

1.- La Copa Confederaciones se juega del 17 de junio al 2 de julio. Los clubes europeos deben ceder a sus futbolistas para esta competencia, más allá de que el 8 de junio se juegue la Final de la Champions en Cardiff, Gales.

2.- La Copa Oro se jugará del 7 al 26 de julio. Para entonces, los clubes europeos ya querrán que los mexicanos que jugaron Copa Confederaciones tomen sus vacaciones. Ya se sabe, ningún club cede para dos competencias oficiales a un mismo jugador.

3.- Suponiendo, como lo han dicho Juan Carlos Osorio y sus dirigentes, si México juega la Final de la Confederaciones, el cuerpo técnico del Tri sólo tendría una semana para trabajar con un grupo distinto. Recordemos que al Potro Gutiérrez lo echaron del Tri el grupo colombiano que complementa el cuerpo técnico de Osorio, y no podría entrar al relevo.

4.- En Concacaf no habrá oposición abierta, porque el poder está en manos de Justino Compeán y Sunil Gulatti, quien vería un escenario menos complejo para que EEUU levante la Copa Oro, con un equipo como Chivas. Es decir, se daría luz verde. Ya no hay un Jack Warner o un Chuck Blazer que someta a la FMF.

5.- SUM y Concacaf quieren proteger el negocio. Evidentemente Chivas, reforzado y disfrazado de verde, tendría más impacto mercadológico en las tribunas y patrocinadores, y en transmisiones, que un montón de arrejuntados por Osorio, en una selección B.

6.- Aquí, se vale hacer malabares. La afición de Chivas se ofrendaría sin decoro a su equipo, pero, ¿el resto de la afición, especialmente el americanismo, se solidarizaría con un Guadalajara disfrazado de Tri? Difícilmente.

7.- ¿Estará de acuerdo Juan Carlos Osorio? Si ya su impopularidad es evidente entre el aficionado mexicano, ¿alguien puede imaginarse la repercusión de una insatisfactoria Copa Confederaciones con sus europeos, y una satisfactoria Copa Oro con el Rebaño?

8.- Si ya el América del Piojo Herrera con el León como esqueleto, rescató ante Nueva Zelanda el boleto al Mundial de Brasil en la repesca, ¿porqué las Chivas de Almeyda con el Pachuca como esqueleto no podrían competir en la Copa Oro?

9.- México no necesita más bendiciones para colocar a Chivas en la Copa Oro, que las de Concacaf, SUM, patrocinadores, Univisión y Televisa, aunque esta podría oponerse por los cada vez más agrios conflictos entre el Guadalajara y Emilio Azcárraga Jean, pero ya se sabe, en esos territorios, los intereses económicos curan las enemistades.

10.- ¿Puede ganar Chivas la Copa Oro? Queda claro que un equipo armado como el de Almeyda tiene ventajas de conjunción, sobre las eventuales selecciones del área, al menos en los juegos de arranque en la fase de grupos. Y, bueno, la historia lo marca: los árbitros suelen equivocarse misteriosamente.

11.- Y, cuidado, esta Copa Oro, no decide el pase de manera definitiva a la siguiente Copa Confederaciones, la de Catar 2021, sino que el campeón de esta edición 2017 se enfrentaría al campeón de la edición de 2019. Hasta la Concacaf pugnaría por otro partido definitorio, como el que celebraron el año pasado México y EEUU. Poderoso caballero Don Dinero.

Por lo pronto, Jorge Vergara ha decidido hacerse del rogar. No le desagrada esta epidemia de calenturientos exabruptos, porque sabe que puede ser la ruta más corta para limar asperezas con un poderoso personaje que despacha desde El Salón Oval de Televisa.


 ESPN